Saltar al contenido

Cómo funciona un radiador de aceite eléctrico

Los radiadores de aceite son uno de los sistemas de climatización más populares, así que es muy posible que tengas uno por casa, pero, ¿sabes realmente como funcionan los radiadores de aceite?.

Nosotros te lo contamos de forma detallada para que aprendas como sacarle el máximo a sus funcionalidades.

Cómo funciona un radiador de aceite de calefacción

Los radiadores de aceite transmiten el calor al ambiente mediante la combinación de radiación y convección, y no por convección pura como hacen por ejemplo los termoventiladores y que tanto reseca el ambiente.

Esto se traduce en un mayor tiempo para notar como se calienta la habitación pero también una mayor retención de la temperatura una vez apagado el radiador, debido a la inercia del aceite.

como funciona radiador de aceite, como funcionan los radiadores de aceite, como funciona un radiador de aceite de calefaccion, como funciona un radiador de aceite electrico, como funciona termostato radiador de aceite, radiador de aceite como funciona
La resistencia se calienta gracias a la electricidad y ésta transmite el calor al aceite que a su vez calienta la superficie de metal.

El funcionamiento de estos aparatos es muy sencillo, cuando se conectan a la red eléctrica y se aprieta el botón de encendido se empezará a calentar la resistencia eléctrica que hay en su interior, que conforme vaya cogiendo temperatura la irá transmitiendo por radiación al aceite, y éste, a su vez, a la superficie metálica del radiador.

Finalmente, la superficie del radiador calentará el aire de su alrededor, y mediante el fenómeno de la convección, todo el aire irá subiendo de temperatura hasta conseguir climatizar la totalidad de la habitación.

Para ajustar todo el proceso anteriormente descrito, en un radiador de aceite encontraremos habitualmente 2 mandos con los que podremos ajustar las prestaciones del mismo y que tienen un papel VITAL para entender como funciona un radiador de aceite, éstos son el selector de nivel de potencia y el termostato.

Selector de potencia

El selector de potencia de un radiador de aceite no es más que un botón o ruedecita con varios niveles escritos en él, típicamente son 3 en los modelos más decentes.

Con el nivel “0” el radiador simplemente no estará encendido, con el “1” accionaremos la potencia mínima, con el “2” la intermedia y finalmente con el último nivel el radiador dará su potencia máxima.

Como hemos dicho anteriormente, un radiador de aceite tiene en su interior varias resistencias, que lo que hacen es calentar el aceite que les recubre y éste terminará por calentar la superficie del radiador. Pues bien, los radiadores de aceite con selector de potencia tienen la capacidad de encender estas resistencias de forma independiente, es decir, solo con la potencia máxima estarán encendidas todas las resistencias, por lo que es un buen sistema para optimizar el gasto de energía.

Termostato de temperatura

El termostato de temperatura es un dispositivo que lo que hace es apagar el radiador cuando la temperatura de la habitación es mayor que la seleccionada en el termostato, el radiador se volverá a encender cuando la temperatura de la estancia descienda por debajo de lo establecido en el termostato.

El sensor que mide la temperatura de la habitación se encuentra dentro del radiador, por lo que no cuenta con la mejor precisión, pero es la solución más económica para los fabricantes. Es por ello que en el termostato no verás ningún tipo de temperatura, sino varias rayitas o una raya que va ganando grosor.

como funciona radiador de aceite, como funcionan los radiadores de aceite, como funciona un radiador de aceite de calefaccion, como funciona un radiador de aceite electrico, como funciona termostato radiador de aceite, radiador de aceite como funciona

Así pues, lo que hay que entender, es que el termostato de temperatura EN NINGÚN CASO sirve para regular la potencia consumida, sino para establecer hasta que temperatura queremos calentar la habitación, tras lo cual se apagará.

Por ejemplo, si tenemos un radiador de 2.500W con el nivel de potencia máximo seleccionado, y ponemos el termostato a la mitad de la raya del dial, el radiador consumirá 2.500W hasta llegar a dicha temperatura tras lo cual se desconectará. Por lo tanto, lo que mide la potencia usada es el selector de nivel de potencia y no el termostato.